¿Cómo se construye una pista de tenis?

Además de ser expertos en pavimentación, en Pavimentos Pavipor somos expertos en la construcción de pistas de tenis. Si eres un fan de este deporte y estás pensando en construir una pista de tenis privada, o necesitas instalar una de estas pistas para unas instalaciones deportivas, aquí puedes encontrar una breve descripción de los pasos que seguimos en la construcción de este tipo de canchas.

Antes de comenzar con la construcción propiamente dicha, es necesario establecer el área de juego y su orientación. Las medidas estándar son de 16m x 36m, aunque estas dimensiones pueden variar si la pista formará parte de una multicancha para varios deportes. No obstante, la orientación ideal es Norte-Sur para evitar que la luz solar «golpee» directamente la cara de los jugadores. También es necesario un estudio preliminar del suelo: los suelos arenosos y con grava son ideales, mientras que los suelos vegetales y las arcillas deben ser retirados; además, la presencia de agua subterránea es un factor fundamental, pues podría requerir la instalación de un sistema de drenaje subterráneo. Tras esto comienza la construcción.

Escarpe del terreno y base

El primer paso es realizar el escarpe del terreno, es decir, cajear el área donde va a instalarse la pista de tenis. Este cajeado debe tener una profundidad mínima de 20cms, aunque dependerá de la altura a la que se encuentre el suelo adecuado para la base (es decir, sin arcillas y demás). Ese cajeado debe ser realizado con un sobre ancho de 50cms, lo que permitirá realizar trabajos en el perímetro (solerillas, canaletas, cierre perimetral, etc.).

Después del escarpe se prepara la base. Este proceso consiste en nivelar el suelo para procurar la pendiente de drenaje de agua adecuada, la compactación del suelo y la aplicación de herbicidas para evitar el crecimiento de malezas y raíces. En lo que respecta al nivelado, debe ser de una diferencia del 0,9% del ancho de la pista, con el sentido escogido según la ubicación del sistema de drenaje. Más o menos pendiente puede producir dificultades en el juego o en el drenaje, respectivamente.

Instalación del geotextil y del material estabilizado en una pista de tenis

Sobre la base se instala un geotextil, un poliéster en rollos semejante la instalación de una alfombra. Esta «alfombra» se instala para alistar la próxima capa respecto de la base, lo que evitará que si se producen fisuras en la capa superior, estas no se propaguen a la inferior, además de evitar la penetración de humedades.

Encima del geotextil será instalado un material estabilizado, piedra chancada con tierra, con un espesor mínimo de 15cms. El tamaño de esas piedras no debe exceder las 2 pulgadas, y el material estabilizado debe estar exento de material orgánizo y arcilloso. Este estabilizado, que se imprime con una emulsión asfáltica para asegurar su adherencia con la carpeta o base de asfalto, se debe compactar con un rodillo vibratorio manteniendo los niveles de humedad adecuados y las pendientes establecidas.

A la vez que se instala el estabilizado, el perímetro se va enconfrando con solerillas biseladas. Estas solerillas aislarán la cancha del terreno circundante y evitarán el desgrane del asfalto en los bordes.

Construir pista de tenis

Base de asfalto, sellado y superficie de la pista de tenis

Sobre el estabilizado se produce la instalación de una base o carpeta de asfalto caliente de 5cms de espesor. Lo más importante en esta etapa es procurar una óptima compactación del asfalto y que quede lo más parejo posible. No debe haber una variación de nivel mayor de 5mm en una distancia de 3m en cualquier dirección ya que puede provocar acumulaciones de agua y, por tanto, desgaste de la pista. Para comprobar esto se recomienda la utilización de una regla metálica de 3m de longitud, aunque antes de terminar la instalación se realiza una verificación de uniformidad de la superficie.

Después se sella el asfalto para eliminar su porosidad típica. Este sellado es una mezcla de una lechada emulsión asfáltica aniónica con arena fina, la cual se esparce por la superficie con un rastrillo de goma. Tras el proceso de sellado, la pista está lista para recibir los revestimientos acrílicos o del tipo que se vayan a instalar, algo que dependerá de las características que se quieran dar a la cancha.

Para finalizar se producen las obras de arquitectura necesarias para la presentación de la cancha: construcción del cierre del perímetro, muros de contención, sistemas de iluminación, canaletas, caminos de acceso, etc. Una vez hechas, solo queda la instalación de la superficie deportiva. Es decir, lo que dará la apariencia final a la pista en sí, y aportará las características específicas para el juego: velocidad de la pelota, agarre, acolchado… Existen diferentes tipos de superficies, como bien pueden ser productos acrílicos al agua, capas prefabricadas de goma o el césped sintético.

Si necesita servicios de instalación y reparación de pistas de tenis, no dude: contacte con nosotros.

Más de esta categoría